Una joven menor de edad denunció haber sido víctima de una violación múltiple en San Bartolomé de Tirajana, Gran Canaria

movimiento feministaSanta Cruz de Tenerife a 28-06-2018. Durante el pasado fin de semana, la violencia machista volvió a aparecer en Canarias a causa de una presunta violación múltiple a una menor de edad en Gran Canaria por cinco hombres, uno de ellos menor de edad y actualmente retenido en Valle Tabares, Tenerife.

El hecho de que tras la libertad de La Manada la semana pasada se produjesen hasta tres violaciones múltiples denunciadas (la producida en Gran Canaria, otra en Barcelona y otra en Mazarrón, Murcia, durante la noche de San Juan) es un claro indicador de que la justicia española ha fallado al conceder la libertad provisional a este grupo de violadores.

Tal como adelantaba la formación de izquierdas en un comunicado el pasado 22 de junio, violar en España es realmente barato. La violencia institucional que se ejerce en estos casos es abrumadora y ahora se está comprobando que es principal desencadenante de la reproducción de estos mismos actos de terrorismo machista.

Izquierda Unida Canaria condena estos hechos tan graves y exige penas más duras. El hecho de que la Justicia española haya permitido la salida de este grupo de violadores es un claro ejemplo de violencia institucional y atenuante de nuevos casos de terrorismo machista. Además, que la Fiscalía haya solicitado ahora el reingreso del grupo en prisión por alto riesgo de fuga es un claro exponente de que son violadores con alta probabilidad de reincidencia.